Vous êtes ici : Accueil » Cartes blanches

>>Y un apéndice : Pauls, Plus belle la vie y el coming out permanente del afecto, por Gersende Camenen (2)

Paris, mars 2009



Apéndice : Pauls, Plus belle la vie y el coming out permanente del afecto , por Gersende Camenen



Releyendo la novela de Pauls y este texto escrito hace un año, me sorprende el poco caso que había hecho de la sátira de los buenos sentimientos en la novela de Pauls, vituperante pero desopilante (la risa es cruel en este libro) y que obviamente da su título al libro. Es un impulso eficaz, una pulsión homicida y más precisamente parricida porque si no deja a nadie indemne, se ensaña en particular con el padre, débil, mujeriego, vaga pero seguramente apuntado como el responsable del naufragio de la madre y que abruma al niño con su sentimentalismo, señal o bien de insulsez o bien de mala conciencia, o incluso de las dos cosas.
Si bien el padre sufre los embestidas de la sensibilidad (hablar de lucidez no conviene aquí, por ser una cualidad demasiado racional : el niño testigo es pura percepción preanalítica) crítica del niño, otro blanco privilegiado de los ataques es el cantautor Piero.



El pobre Piero es el emblema de esta cursilería colectiva que, beato, pregona el amor y la solidaridad en la letra de una canción contra la violencia ciega y muda del poder, de los opresores (David contra Goliath) y a fuerza de tanto empalago, termina dañando la causa (justa) que pretende servir. Atacar a Piero es un poco fácil pero terriblemente eficaz : el cantautor cristaliza esta retórica de buenos sentimientos de la mala canción comprometida de los 70, con su bagaje de devoción, ñoñería y musicalidad aproximativa – ahora me viene a la mente la imagen de un hito de la cultura popular francesa, falso gemelo de la referencia argentina, pienso en el cura de la película La vie est un long fleuve tranquille , gran éxito de los 80, quien, en su parroquia entona con su guitarra, un inimitable ‘Jesus revient’, desafortunado sustituto de los cánticos en latín, descartados de la liturgia por Vaticano II ; mutatis mutandis, el Piero argentino es una bondieuserie de izquierda, un equivalente pseudoactivista del símbolo popular francés del catolicismo pseudoprogre. Piero es quien hace luego de los buenos sentimientos una marca de venta, del ‘exilio’ el exponente de una millitancia ya controvertida en sus decisiones, trasponiendo al mercado cultural de los 80 la rebelión política de los 70, transformada, domada, en un tono campechano, un ‘ser del pueblo’ que en los 80 estuvo muy de moda en Argentina y autorizó por otro lado, como se sabe, todas las traiciones.



Los lectores, seguimos esta trama histórica del texto, recogiendo los pedazos de cultura popular, materia de la memoria individual y colectiva, cruce de esta novela ‘muy argentina’. Este libro es un testimonio reza el ‘pacto de lectura’. La retórica de los sentimientos es el arma, en apariencia inofensiva, porque barnizada de buenas intenciones, blandida por todo un sector de la militancia política, su cara más vendible pero superficial o incluso falsa. Pauls escribe una novela sobre la memoria, y no cualquier memoria, sino la de una época trágica para la izquierda argentina, pero también épica, la del martirio de los 70, aquél que demuestra la violencia intrínseca del poder estatal. Su novela al interrogar los mitos de esta izquierda, su patrimonio militante, se adentra en un terreno peligroso, por ser ‘memoria’, legado reivindicado. No se habla impunemente de los 70 en Argentina. Más que para cualquier ‘tema’, conviene encontrar un lugar desde el cual hablar (¿testomonio, ficción ?) y evitar los escollos de la sancrosanta Memoria (proceso que amenaza todas las memorias dolorosas, todos los genocidios al erigirse en Verdad absoluta y confiscar el debate). Pauls zigzaguea entre estas dificultades con una agilidad notable. Ahora bien, al volver a leer la novela, no es (solamente) su dimensión relativa a la memoria argentina lo que en ella me parece sumamente interesante. Encontramos en Historia del llanto una manera de desarticular el discurso de la proximidad afectiva, una visión de la nueva gramática del vínculo interpersonal muy sugerente y que recuerda los análisis recientes sobre un fenómeno popular que por su amplitud empieza a interesar los medios de la cultura ‘letrada’ . El paralelo es el siguiente : el niño que un día deja de soportar que los adultos acudan a confersarse a él, vomiten sus historias con la impudicia de quien se deslastra de un peso, deconstruye el misterio de Plus Belle la vie , esta telenovela francesa que reúne a millones de gente cada noche desde hace ya varios años.



En efecto, el niño de Historia del llanto es aquél que, como los personajes de la telenovela francesa, puede ‘escucharlo todo’. La diferencia es que el niño es presa de esta relación, designado por su padre como el niño hipersensible que puede escucharlo y entenderlo todo y que a causa de esta cualidad sagrada, ve a los adultos acercarse a él y desahogar sus rencores, pesares o ilusiones defraudadas. Su ‘discurso crítico’ o como lo hemos dicho su percepción preanalítica de la situación evidencia la nueva gramática de las relaciones interpersonales, para parafrasear a Stéphane Chaudier en su luminoso artículo sobre Plus belle la vie . El niño, al mantener a raya a los adultos, es decir al no entrar en el círculo virtuoso de la compasión, de la benevolencia, al sustraerse al imperio no del bien sino de su retórica, se excluye inmediatamente del sanctuario –dibujado por su padre- de la civilidad (recordemos cómo desentraña la retórica de las letras del cantautor : ‘Vamos, contame decime. Pero ¿Vamos adónde ? ¿ Contame qué ? ¿Quién, decime ?’ o bien las toma al pie de la letra cuando el joven urgido a « sacarlo todo afuera/ Como la primavera/Nadie quiere que adentro algo se muera » vomita dejando bien claro lo que le sugiere la invitación de esta famosa letra). La actitud del padre que propicia las confesiones de los adultos xesta187bien clé=fr&qd dcahuee de los confesiones suotimne en sigsema&en el curl erstáprophibdo angadse a éuotiner aa inde de qui cada nun se habe de esímistm, como squél que duede eoílo todo , scucharlo todo&




Gersende Camenen

PÀaoie . . Sr tostimonio ,Pistoria del llanto ee lAan dauls /a> br>
/> Pbr> <1- Verdel armículo sdl cnterention/l harfalddraibuneeue en orgule ión más velun fFancés y no sqdauna caortado interectura paralleraestaenaogrammanbsp;: &a href="http://www.aihtcom/vrticle8s/009 /03/03/eueope/03ars elle Meltng opot of elo dama hntohfallsfFartihfiñghtly/a> br> br> 2-‘llus belle la vie

class="'pip"_docyenta_598 pip"_docyentas pip"_docyentas_enter>' <

La rCusel eriniota et daures drvue dréolvnion nares Su#8217;.i re <Àla crri adrôe ,eboulevesontaet d’An esicrosyble &icahsse<,Pistorie beseli sm /a>
édtions eChistaian Bourgri /a> .



/div> br /lass="sce ar>/> <
/div>
img src="squelettes/iss/ieages/bogo-afeop.pg" border="0">width="348 height="390 /> width="3571 height="3103 border="0">wselmap="#map /> !-- i#$-:GIMP Iages Mapnlugi-n dby Maurias Rijkd-> !-- i#$-:Pe ae de no aetdtilives.astr tng owith "#$"d-> !-- i#$VERSION:2.3d-> !-- i#$AUTHOR:Brun s-> !aret shae="aect& conrde="s5,9,62,64 href="http://www.mcnr.fr">target="blank"/> target="blank"/> target="blank"/> target="blank"/> target="blank"/> -> !/map P width="3157 hright="352 h/> sb/">< sb/"> < /div>